domingo, 12 de octubre de 2014

HOY CELEBRAMOS EL DÍA DE LA VIRGEN DE GUADALUPE COMO PATRONA DE LA HISPANIDAD

Hoy celebramos la conmemoración de la Coronación de la Virgen de Guadalupe, en 1928, en presencia del Rey Alfonso XIII como reina indiscutible de la Hispanidad, por su vinculación desde el inicio con el descubrimiento de América y la propagación de su fé.

La virgen que ostenta el título de Reina de la Hispanidad es Santa María de Guadalupe de Extremadura, cuya festividad se celebra el 8 de septiembre. Así, el 12 de octubre de 1928, el cardenal Primado de España, Pedro Segura, como legado del Papa Pío XI, y en presencia del Rey Alfonso XIII, coronó canónicamente a Santa María de Guadalupe como «Hispaniarum Regina» o Reina de las Españas.
La íntima vinculación del santuario de Guadalupe, tanto con el descubrimiento de América como con su colonización y evangelización, está documentada, siendo una de las causas utilizadas por la Unesco el 11 de septiembre de 1993, cuando declaró a Guadalupe Patrimonio de la Humanidad. «Porque la famosa imagen de la Virgen de Guadalupe ha sido el símbolo más representativo de la cristianización de una gran parte del Nuevo Mundo», argumentó la Unesco.

Guadalupe gozó del máximo fervor de los Reyes Católicos, que estuvieron en sus aposentos no menos de 22 veces; allí recibieron a Colón el 21 de abril de 1486, y en Guadalupe firmaron dos sobrecartas reales el 20 de junio de 1492 para que, con la mayor celeridad posible, Colón emprendiera la gesta, además de urgir el cumplimiento de las reales provisiones de 30 de abril de 1492, con la entrega a Colón de dos carabelas para el viaje.

El propio Almirante peregrinó al santuario de Guadalupe, al menos, en tres ocasiones: en la Semana Santa de 1486, como ya hemos indicado, para invocar su protección en la dificil aventura que se disponía a emprender. Después de su primer viaje, en cumplimiento de una promesa que dejó anotada en su Diario de Navegación el 14 de febrero de 1493, estando en alta mar, y de regreso del mismo. Por último, el 29 de julio de 1496 para bautizar allí a dos indios criados suyos, Cristóbal y Pedro, que convierten a Guadalupe en el primer lugar de cristianización de indios. Pero además, como atestigua el propio Colón por carta escrita en La Española en enero de 1494, y dirigida a los Reyes Católicos, impuso el nombre de Guadalupe a la isla Turuqueira el 4 de noviembre de 1493, durante su segundo viaje. Y también fue obligada invocación para muchos de los capitanes y soldados de la conquista, en una gran mayoría extremeños; para los primeros misioneros de la Nueva España, y para muchos prelados y virreyes que gobernaron las Indias.

Pero si todo lo expuesto no fuera suficiente, ahí están los santuarios, ermitas y altares alzados en toda América a la Virgen de Guadalupe y la abundante toponimia guadalupense del Nuevo Mundo.

 Fuente: ABC y  http://www.guadalupex.org/index.php/noticias/118-hispanidad-iguadalupe-o-el-pilar










No hay comentarios:

Publicar un comentario